Islas San Blas, el deseo por estar un día más en el paraíso